¿Qué es y cómo se realiza un  Eco-Doppler transcraneal?

Es una técnica no invasiva e inocua que utiliza los ultrasonidos para el estudio del flujo sanguíneo cerebral.

Se realiza colocando una sonda sobre determinadas zonas del cráneo, denominadas “ventanas acústicas” que presentan una gran transparencia a los ultrasonidos. Una de sus principales aplicaciones es el estudio de pacientes con isquemia cerebral ya que proporciona una información rápida y dinámica sobre la presencia y localización de una oclusión o estenosis en las arterias cerebrales. Otras aplicaciones son el diagnóstico precoz del vasoespasmo asociado a la hemorragia subaracnoidea, el estudio de la circulación cerebral en pacientes con estenosis de las arterias cervicales (carótidas y vertebrales) y la detección de una comunicación entre las cavidades derecha e izquierda del corazón (shunt derecha-izquierda). Para este último estudio es necesaria la inyección intravenosa de 9 ml de suero fisiológico.