En nuestro medio, la encefalitis más frecuente es la causada por el virus herpes simple.

Los síntomas iniciales suelen ser inespecíficos (p.ej. fiebre, dolor de cabeza).

Con la progresión de la enfermedad aparecen otros síntomas que reflejan la lesión del tejido cerebral (p.ej. alteración del nivel de conciencia, crisis epilépticas, alteración del lenguaje, pérdidas de fuerza o sensibilidad).